martes, 22 de mayo de 2012

Como le meto mano a un Plan de Viabilidad!!

Sé que muchos de los que no tienen conocimientos económicos les es muy dificil enfrentarse a la cuestión de plantear un Plan de Viabilidad,  es por ello que hoy quiero escribir acerca de la estructura de los planes de Viabilidad.

Aclaro primero que es lo que conocemos como Plan de Viabilidad propiamente dicho, se trata de un Documento  que permite a un emprendedor o empresa evaluar la rentabilidad económico-financiera de un proyecto determinado, se utiliza como herramienta para la Toma de Decisiones, conformación de alianzas y, en definitiva para buscar el éxito de los proyectos a partir de información real y pertinente.


Normalmente en nuestro trabajo como técnicos de Desarrollo local hacemos múltiples Planes de Viabilidad que tenemos que presentar a diferentes entidades y estamentos, ya sean Grupos de Desarrollo Rural, Consejerías de la Junta, Microcréditos,… etc.

Todos tienen una estructura similar, aunque unos exigen más información que otros y siempre se valora la viabilidad de la iniciativa en términos socio-económicos, aplicándoles cada entidad los filtros oportunos (cada una valora lo que considera más oportuno).

En cuanto a la Estructura de los mismos existe una línea general y comúnmente aceptada por todos, de ésta es de la que os voy a hablar, ya que para la inmensa mayoría de los neófitos cuando se les plantea desde cualquier entidad que tienen que presentar un Plan de Viabilidad se les hace un mundo.

En primer lugar, hay que presentar la iniciativa, hay que hablar acerca de qué pretendemos crear o mantener, indicando nombre del proyecto, ayudas a las que pretende acogerse, datos de presupuestos solicitados para la inversión, y antecedentes que nos llevan a este proyecto-idea-empresa, así también en estos antecedentes se suele incluir un breve curriculum de los promotores/as de la iniciativa o proyecto.

También incluimos en la presentación donde queremos desarrollar la iniciativa, describiendo dicha localización.

Seguidamente realizamos una presentación del Producto o servicio a ofrecer al mercado dentro de nuestro proyecto. Hay que concretar que normalmente los planes de viabilidad se solicitan cuando hay un proyecto de inversión y/o creación/mantenimiento de una empresa o iniciativa económica. Por tanto estamos hablando en concreto de una iniciativa donde predomina la compraventa de bienes o servicios en determinado mercado.

Es por ello que debemos hacer también la presentación de "eso que vamos a ofrecer" con tanto detalle como podamos y tan ampliamente como la información de que dispongamos. Yo siempre aconsejo dedicar un tiempo a buscar información sobre todo lo que rodea a nuestro producto o servicio (a nuestra iniciativa). Y que dediquemos más de una reunión a preparar este apartado del Plan de viabilidad, dado que surgen muchas preguntas que requieren solución antes de redactar el documento.

Concretando: debemos hacer una presentación del producto o servicio incluyendo las funciones o necesidades que vienen a cubrir, cual es su ciclo de vida, la Gama de productos/servicios ofertados, y si estamos aplicando determinados niveles de innovación y diferenciación en los mismos. Y seguidamente debemos hacer un Análisis del mercado, clarificando cuál sería nuestro mercado objetivo, es decir nuestros clientes potenciales, como es nuestra competencia y a qué relación de proveedores puedo acceder, así como cuál es nuestra relación con ellos.

Podemos incluir una matriz DAFO de nuestra idea/proyecto en el que hayamos estudiado como nos afecta el entorno interno y externo a nuestra iniciativa, es decir, cuales son las debilidades internas, las amenazas externas, las fortalezas internas y las oportunidades externas de llevar a cabo dicho proyecto o iniciativa.

Bien, hasta aquí lo que estamos haciendo es una descripción de la idea que queremos llevar a cabo. Y quiero dejar esta entrada aquí, en otra próxima entrada explicaré algunas medidas de acción para poder llevar esta idea a la práctica, entrando en cuestiones como los aspectos laborales, los datos de explotación, el Plan de inversión y de Financiación. Para finalmente quedarnos con el Análisis de toda esta información en términos económicos calculando las cuentas de resultados previsionales, unos indicadores de rentabilidad comúnmente aceptados como son el VAN y el TIR, el plan de tesorería, el ratio de punto muerto, el plazo de recuperación y los Balances de situación previsionales.

Salud

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Delegar

Hace poco comentaba con algunos amigos lo bueno que era delegar, posibilitaba que se pudieran dedicar a lo que de verdad da valor a su tra...